Siete de cada 10 argentinos consideran que su poder adquisitivo se deterioró el último año

Locales Pacifico
La inflación anual de dos dígitos que marca hace años el ritmo de la economía cambió la suma de bienes y servicios que se pueden comprar con los pesos. En la actualidad, el 72% de los argentinos opina que su poder adquisitivo se deterioró durante el último año, según el estudio “Pulso Social 2014” de la consultora CCR. La encuesta realizada en abril de este año arrojó que el 22% consideró que su situación estaba igual que en 2013, mientras que tan sólo un 6% estimó que su poder adquisitivo aumentó.
Pero esta percepción subjetiva de pérdida no es nueva, sino que se da de forma consecutiva desde 2008. En noviembre de ese año, cinco de cada 10 argentinos consideraba que su poder adquisitivo era “mucho menor” o “bastante menor”. Esa cifra escaló al 56% en 2011, y creció más de 10 puntos hasta el 67% en abril de 2013. “El sentimiento de deterioro del poder adquisitivo se da en todos los niveles socioeconómicos, aunque en las clases más bajas se da de forma más notoria”, aseguró Patricia Sosa, directora de Negocios de la empresa de investigación y análisis de mercado.
Si bien la inseguridad es el tema más preocupante para el 89% de los argentinos, la inflación y lossalarios desactualizados son los dos temas más alarmantes en el área económica. El estudio revela que el argentino se encuentra en un “estado de alerta” con respecto al empleo: la inquietud radica en las bajas remuneraciones y la acotada oferta laboral. “Conservar el empleo se percibe como una ganancia”, agregó.