Rapipago asaltado, ubicado en la ciudad de General Güemes

El atraco lo cometió un ladrón solitario que ingresó al local, ubicado en la ciudad de General Güemes, cuando era atendido por dos hermanas, a quienes amenazó con un cuchillo. El dinero robado correspondía a la recaudación del fin de semana.

El local de Rapipago, asaltado se encuentra en la esquina de las calles Viamonte y Moreno, propiedad de Antonio Naranjo. Al momento del robo, ocurrido el martes pasado al mediodía, según supo InformateSalta, el negocio era atendido por dos hijas del propietario, una de ellas se desempeña en el servicio penitenciario.

En la denuncia, Andrea Naranjo relata que el martes a la mañana atendió el negocio y poco después de las 12, juntó el dinero de la recaudación en una bolsa, la cual a su vez la guardó en una cartera a fin de dirigirse a la sucursal de una entidad bancaria, de esa ciudad.

En esos momentos, según indicó la mujer, ingresó al negocio un sujeto delgado de estatura media, quien tenía un caso de motociclista puesto. Naranjo, indicó que el supuesto cliente se dirigió hasta el mostrador y le ordenó: “Entregame toda la plata que tengas”.

De inmediato, el delincuente sacó un cuchillo y con el mismo amenazó a las dos mujeres, tras lo cual manoteó la cartera que habían preparado para llevar el dinero al banco. El sujeto sacó la bolsa de dinero que estaba dentro del bolso y se dio a la fuga rápidamente.

Cuando las mujeres salieron por detrás, alcanzaron a ver que el ladró huía a bordo de una motocicleta de gran porte, sin poder precisar la ruta de escape que tomó. Tras alertar a la policía, los uniformados rastrillaron la zona, pero no pudieron dar con los asaltantes.

Fuentes policiales, indicaron a InformateSalta, que existen sospechas de que el ladrón conocía el movimiento del local, como así también de la hora en que una de las hijas del propietario salía para depositar el dinero recaudado en el banco, por lo que no se descarta la complicidad de alguna personas allegada a la familia.
informatesalta