Desde mañana regirá el aumento en la tarifa del gas

Ya los primeros días de marzo se confirmó desde el gobierno, que el aumento en las tarifas de gas, se realizaría en tres etapas, de idéntica manera a lo que ocurrió con la suba en la electricidad que corresponde a la parte que perciben Edenor y Edesur. Los aumentos se registrarán en el mes de abril; en octubre y finalmente en abril/18, publicó el Nuevo Diario.

La magnitud de los incrementos refleja los aumentos de precios analizados en audiencia pública para el gas a boca de pozo, a lo que se suma lo correspondiente a los ítems de transporte y distribución.

El precio del gas en el Punto de Ingreso al Sistema de Transporte -a boca de pozo- se analizó en la audiencia pública realizada el 10 de marzo en el teatro de la Ribera en el barrio de La Boca.

En tanto, los incrementos de precios para al transporte del gas (a cargo de dos empresas en todo el país) y de la distribución (dividida entre nueve compañías) se realizaron en el proceso de revisión integral de tarifas en la primera semana de diciembre.

Tras los procesos de audiencias, el Gobierno anunció hace tres semanas la decisión de aplicar los incrementos que debían regir desde el 1 de abril en tres etapas sucesivas, las que se complementarán el 1 de octubre y el 1 de abril de 2018.

Con estos aumentos ningún hogar de las categorías residenciales R1-R2 terminará pagando más de 300% con relación a 2016.

Para la categoría residencial R3, ese límite llega al 350% con respecto a los importes de 2016 y para los clientes de la categoría residencial R3-4, definidos como de alto consumo, el aumento que pagarán no será superior a 400% respecto de los valores del 2016.

Durante la conferencia del mediodía, se conocerá también de qué manera se dividirán los tres aumentos que sumarán el 40% para usuarios particulares, que deberá ser reglamentado por el ENRE.

El Gobierno adopta así, un camino gradual en las subas del gas, para evitar un impacto aún más alto en los indicadores de inflación y no se perjudiquen las metas anuales de alza de precios.

La gradualidad se adoptó también para cumplir con el pedido de la Corte Suprema de Justicia de aumentos progresivos en las tarifas.