Empresarios del transporte piden que le bajen impuestos

Locales Pacifico

Las prestadoras aclararon que no quieren entrar en un “campo de confrontación” y que existen otras alternativas antes que trasladar el aumento al boleto.
Ante la dura respuesta que dio el Gobierno provincial a la advertencia que hicieron las empresas de transporte público de no renovar los contratos por dos años, las ocho operadoras decidieron bajarle el tono a la discusión. A través de su vocero, el abogado Hipólito Yrigoyen, aclararon que las empresas no quieren llevar esto a una “campo de confrontación” y que existen otras alternativas antes que trasladar el aumento al precio del boleto. El representante de las empresas comentó que se podrían realizar algunas exenciones impositivas a las prestadoras.

“El sistema podría autofinanciarse, pero hubo algunas decisiones, como el pase libre que resienten los ingresos y entonces hay que subsidiarlo. Hay que reconstruir el precio sin que tenga que impactar a la gente en cuanto a una suba, debe haber alguna tasa o impuesto que se pueda deducir a las empresas, de los tantos que pagan, algunas variantes se puede encontrar”, remarcó.

Yrigoyen expresó que están esperando que sean llamados para discutir sobre este tema. Manifestó que la decisión de extender la concesión por dos años fue impuesta de forma unilateral y sin consultalo previamente. “Estamos en un compás de espera hasta que nos llamen”, añadió.

El representante de las empresas aclaró que no quieren cobrar más de lo que es debido, pero hay cuestiones económicas que hacen que tengan que ajustar para que no siga este desequilibrio económico.

“Tenemos que ver cómo podemos solucionar esto. Entendemos la situación del país y de la gente, pero entendemos que alguna solución se tiene que dar”. Y agregó: “Acá no nos estamos poniendo en una posición intransigente, nos sorprendió que digan que estamos extorsionando, cuando esto no es así”.

Además, expresó que cambiaron las reglas de juego e impusieron las condiciones, y cuando las prestadoras se quisieron sentar a dialogar les dijeron que no. “Nadie está con un ánimo extorsivo, estamos haciendo conocer cuál es nuestra posición y cuáles son los problemas que aquejan al sector. Siempre tratamos de recurrir al diálogo. Nosotros vamos a seguir esperando normalmente hasta que el contrato finalice”, explicó Hipólito Yrigoyen.

El abogado consideró que es una situación que podría resolverse en lo inmediato si es que hay un acuerdo, y consideró que no es tan difícil. “El primer paso fue decir que fue inviable y estamos esperando la respuesta. Esperaremos un tiempo prudente, y si no hay una respuesta veremos qué actitud tomaremos”, expuso.

Reclamo

Los operadores reclaman que se les pague más de $14 por kilómetro recorrido, pero desde el Gobierno se negaron porque argumentan que ceder al pedido implica un aumento del pasaje, que ya tiene incrementos proyectados hasta diciembre. Federico Hanne, presidente de la Autoridad Metropolitana de Transporte, reconoció a El Tribuno que “desde ningún punto de vista la Provincia trasladará a los usuarios un aumento del boleto, no vamos a negociar eso, que es la única forma de incrementar el valor por kilómetro recorrido”. Para atender a ese reclamo, argumentó el funcionario, el precio del boleto se iría a $16 y ya está pactado que el valor sea de $12,95 en diciembre, con subas de 50 centavos por mes, por el recorte de subsidios nacionales.

Hace dos días las empresas enviaron una presentación a Saeta para rechazar la propuesta de extender las licencias por dos años. El Gobierno debía llamar a licitación este año, ya que las concesiones vencen el 31 de julio. Con una prórroga que se había dado en 2013, estaba agotada esa posibilidad.

El boleto costará $9,95

A partir de hoy regirá la sexta suba programada de 50 centavos en el precio del boleto de Saeta desde que se inició este año. El pasaje en colectivo para los circuitos de la capital provincial costará $9,95. En el resto de los recorridos del área metropolitana también habrá un incremento en el valor del transporte del 7,2%.
Como estableció la Autoridad Metropolitana de Transporte (AMT), los aumentos continuarán los primeros de cada mes hasta diciembre próximo, cuando el boleto común llegue a costar $12,95 en la ciudad de Salta.
Con la suba del boleto, de acuerdo a lo que argumentan desde la AMT, se quiere reducir el gasto público para revertir parte del déficit económico que tiene la provincia.
eltribuno.com.ar